Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies
1 votos
10

La chica de los siete nombres

A los diecisiete años, Hyeonseo Lee sabía poco del mundo que había más allá de las fronteras de Corea del Norte. Aunque algo intuía. A diferencia de sus conciudadanos, atrapados, como ella, bajo una dictadura feroz, su hogar, situado junto a la frontera china, le permitía tener algún atisbo de lo que había más allá. De modo que cuando, a mediados de los noventa, la hambruna asoló el país Hyeonseo empezó a hacerse preguntas. Vivía rodeada de represión, pobreza y hambre: sin duda su país no podía ser, como le habían dicho siempre, «el mejor del planeta», ¿verdad?

Sin haber cumplido aún la mayoría de edad, Hyeonseo decidió cruzar la frontera en dirección a China. Sólo por unos días, pensó. Pero su escapada se hizo pública y regresar suponía poner en riesgo a toda su familia. Aprendió chino rápidamente, en un esfuerzo por adaptarse y sobrevivir, y doce años después regresó al punto de partida con el objetivo de hacer pasar la frontera a su madre y a su hermano, y establecerse con ellos en Corea del Sur, un propósito que se revelaría arduo y extremadamente peligroso.

Lo que se cuenta en este libro es la historia no sólo de la huida de Hyeonseo y sus largos años de vida en la clandestinidad, sino también de su paso de la infancia a la edad adulta, de su reeducación, de su habilidad para reconstruir con éxito su vida, no una vez, sino dos, primero en China y luego en Corea del Sur.

Fuerte, valiente y elocuente, su voz es también buena prueba del triunfo del espíritu humano frente a la arbitrariedad de uno de los regímenes más brutales del mundo.
  • ISBN 9788499424378
  • Nº PÁGS 380
  • AÑO 2015
  • EDITORIAL Península

Citas de La chica de los siete nombres

Libro sin citas Añadir cita

Críticas para este libro

Avatar del usuario Nasca
Nasca

Increible historia, mantiene la tensión y la acción todo el tiempo. Me ha llegado al fondo como esta superviviente es capaz de "malvivir" todas esas circunstancias que le van viniendo encima, como hacerse con pasaportes falsos, trabajos clandestinos, cárceles, intermediarios, secuestradores... Increible también la crueldad del ser humano por el poder y por sacar provecho a unas pobres criaturas que solo desean salvar sus vidas. Como el cinismo de los policías, embajadores etc que son peores que los intermediarios jugando con vidas humanas al decir "sino pagaban los reenviamos a corea del norte" y por su puesto la adaptación por la que tuvieron que pasar luego al acceder a la dulce y aterradora libertad.


SUGERENCIAS