Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies
1 votos
7

La brujula dorada

En un mundo donde existen diversos universos paralelos, la historia toma lugar en aquel donde las almas de los humanos habitan fuera de su cuerpo en forma de animales, los daimonion que, según un tabú, no deben ser tocados por otros humanos.
La historia comienza cuando Lyra Belacqua, una niña huérfana de once años que vive en el Jordan College de Oxford, y su daimonion, Pantalaimon, salvan a su tío, Lord Asriel, de ser envenenado por un representante del Magisterio, la institución que gobierna ese mundo. Ambos descubren que el motivo de dicho envenenamiento era impedir que su tío Lord Asriel presentara pruebas de que unas partículas elementales llamadas Polvo estaban fluyendo de un universo paralelo a su universo, a través de un lugar en el polo norte y que dichas partículas se estaban adhiriendo a los seres humanos. Asriel obtiene financiamiento del College para organizar una expedición e ir a investigar más profundamente el fenómeno. Más tarde se revela que, a pesar de que el Magisterio oficialmente declara que el Polvo no existe, mantiene sus propias investigaciones para conseguir que éste deje de influir en las personas, puesto que creen que ello les garantizará la sumisión de todos al Magisterio.
Poco después de que Lord Asriel se marche al norte, el amigo de Lyra, Roger Parslow, y muchos otros niños, como Billy Costa, desaparecen misteriosamente. Se dice que son raptados por los Gobblers, los cuales se cree que devoran a los niños, o que se los llevan al Norte. Lyra se promete a sí misma que va a rescatar a Roger, y encuentra su oportunidad cuando la Señora Coulter, una de las patrocinadoras del College, la invita a ser su asistente personal, ofreciéndole llevarla al Norte. Lyra, entusiasmada, acepta, pero antes de su partida, el rector del College le confía un aletiómetro, cuyo funcionamiento no le explica. Es parecido a una brújula de oro y puede revelar la respuesta a cualquier pregunta si uno es capaz de interpretarla. A lo largo de la historia, Lyra aprende a usarlo por sí misma, para sorpresa de muchos. En la casa de la señora Coulter, Lyra descubre unos documentos que le hacen deducir que en realidad ella es la jefa de los Gobblers y decide escaparse de allí. Mientras es perseguida por la policía, es rescatada por los giptianos, un pueblo nómada que vive en barcos a través de los ríos de Inglaterra y otros países. Le explican que la estaban vigilando desde que abandonó el College, y que han organizado una expedición para rescatar a los niños (pues algunos de ellos, como Billy Costa, son giptianos), los cuales saben que están en el Norte. Lyra les acompaña.
Una vez en el Norte, en Trollesund, conoce a Lee Scoresby, un aeronauta tejano y a Iorek Brynson, un oso acorazado que por haber perdido su armadua se ve obligado a trabajar en el pueblo reparando trineos, gracias a su gran fuerza y su destreza con el metal. Tras decirle a Iorek dónde está su coraza (cosa que averigua con el aletiómetro) y recuperarla, hace un pacto para ayudar a Lyra a salvar a los niños perdidos uniéndose a la expedición junto con el señor Scoresby. En su viaje, encuentran a Billy Costa, pero sin su daimonion y así comprenden que eso es lo que le hacen a los niños en el lugar donde los retienen, denominado como Bolvangar. Al romper el vínculo de los niños con sus daimonion, estos quedan en un estado cercano a la muerte.
Lyra es luego secuestrada y llevada ante el rey de los osos acorazados, Ragnar Sturluson. Ésta, sabiendo que Iorek iría a rescatarla, logra convencerlo de que ella es un daimonion para él y que la conseguirá si vence a Iorek en un duelo uno a uno. Al celebrarse éste, el rey es derrotado (Iorek le arranca la mandíbula inferior de un zarpazo y después desgarra su cuello de una mordida), pudiendo así Iorek recuperar el trono que había perdido al ser engañado y expulsado por Ragnar. De esta forma, Iorek recupera su honor y el lugar que le corresponde entre los suyos.
Tras el enfrentamiento, Lyra se dirige a Bolvangar, donde se hace pasar por una niña perdida con el fin de rescatar a los niños secuestrados por los Gobblers; sin embargo, es descubierta y puesta en la máquina que separa a los niños de sus daimonions. Afortunadamente, la Señora Coulter la rescata, revela que es su madre y que Lord Asriel es su padre, pero cuando la mujer explica que sabe que Lyra lleva un objeto que es clave para que Lord Asriel concrete sus planes y pide que se lo entregue la niña la engaña y escapa.
Tras provocar una explosión, Lyra logra liberar a los niños, que se ven retenidos por los guardianes tártaros contratados por los Gobblers. Sin embargo, con la aparición de los giptianos y de sus aliadas, las brujas del lago Enara, dirigidas por Serafina Pekkala y Iorek, los guardianes son derrotados y los niños puestos en libertad. Tras estos eventos, Lyra, junto con su amigo Roger, Iorek y Serafina, se embarca en el globo de Lee Scoresby hacia el lugar donde Asriel se encuentra realizando sus experimentos; esto con el fin de regresarle la brújula dorada. Lyra cree que con ello le ayudará a investigar sobre el Polvo y así derrotar al Magisterio.

Citas de La brujula dorada

Libro sin citas Añadir cita

Críticas para este libro

Libro sin críticas


SUGERENCIAS