Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies
3 votos
9,3

El hombre de los pies-murciélago

Desde chico Esper había aprendido a no hacerse notar. Muchas veces le había confesado al hombre de los pies murciélago que él era un camaleón. Que podía ser banco, pared, pasto, ventana. Sobre todo en la escuela. Era invisible en la escuela. Era un artista en el oficio de pasar desapercibido. Nunca una opinión. Jamás una risa. Nada de movimientos bruscos. Nada.
Sin embargo, lo veían. Muchas veces lo veían. Porque querían verlo. Lo buscaban. Había también buscadores de camaleones, era cierto. Tenía que estar alerta nada más.

Una novela que presenta una realidad pocas veces mostrada: la violencia y el acoso en la escuela entre los mismos compañeros. Narrada desde cada uno de los participantes, esta obra refleja todos los matices en un mundo sin blancos ni negros, sin tomar partido, sin juzgar.

Citas de El hombre de los pies-murciélago

Libro sin citas Añadir cita

Críticas para este libro

Avatar del usuario Naxiito00
Naxiito00

Refleja de manera exacta y precisa una triste realidad argentina y mundial.
Demuestra lo cruel que el ser humano puede llegar a ser para consumar sus ansias de venganza, destrucción mutua y humillación.


SUGERENCIAS