Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies

Crítica de TumasymejorParis no se acaba nunca

Tumasymejor

El joven Enrique Vila-Matas pasea por el barrio de Saint-Germain-des-Prés aparentando ser un escritor maldito, espía la vida de bohemia de sus amigos artistas y escucha los consejos de su casera (Marguerite Duras) en un francés que no entiende, mientras se despide de la poesía y de la felicidad de la escritura imaginaria. Muchos años después vuelve a ese mismo escenario y, así, retrata a aquel escritor principiante desde la visión del hombre maduro y autor de éxito que llegó a ser.

El tema central es la literatura, París no se acaba nunca, frase tomada de Hemingway, se presenta como una larga conferencia en la que el narrador cuenta al auditorio, ante la atenta mirada de su esposa, sus experiencias como aprendiz de escritor en París a comienzos de los 70. Es una autobiografía novelada que habla, por tanto, de metaliteratura.

Vila-Matas escribía sobre esta novela: “Aparentemente, la revisión irónica de los dos años de mi juventud que pasé en París tratando de repetir la experiencia de vida bohemia y literaria del Hemingway de París era una fiesta. En realidad, un intento de darles a mis lectores alguna noticia verdadera sobre mí. Pero todo esto disfrazado bajo la idea de que el libro es un fragmento de la novela de mi vida en el que todo es verdad porque todo está inventado, pues a fin de cuentas un relato autobiográfico es una ficción entre muchas posibles”.

Es una lectura muy recomendable, estilo ameno, divertida, bien hecha, y estupendamente narrada.


Comentarios

Crítica sin comentarios


SUGERENCIAS