Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies

Crítica de FAUSTOLa tienda de antigüedades

FAUSTO

DEMASIADA SENSIBLERÍA

Ha sido una buena lectura aunque nunca me ha llegado a entusiasmar, con algunos altibajos. En mi opinión, los personajes están bastante definidos desde el principio, enseguida se nota (por la descripción o por sus palabras) quien será malvado o bondadoso; y la parte que se desarrolla en la ciudad me ha parecido más interesante que las desventuras de Nelly con su abuelo por la campiña y las diversas aldeas.

El inicio de la historia es lo que mejor valoro, donde se mencionan casi todos los protagonistas y una parte de las intrigas que se van desarrollar. Tiene bastante empuje para enganchar enseguida al lector. Me pareció original la peculiar forma de introducirnos en la trama: la aparición fugaz de un personaje anónimo que encuentra en la calle a una niña.

A partir de aquí, el autor nos describe, magistralmente, una serie de figuras bastante diferentes y contrapuestas. Una de las principales es el excéntrico Quilp, con maneras simiescas y un físico detestable, sucio y repugnante, igual que su interior: cruel, machista, mezquino, avaro, egoísta, liante y violento. Uno de los sujetos literarios más odiosos que he leído.
La parte más amable del libro la componen los niños: Nelly y Kit. A su alrededor hay una variopinta fauna de protagonistas, que van desde lo grotesco y malvado hasta lo bondadoso y lacrimógeno. Tiene un marcado maniqueísmo que es un lastre para el interés de la narración.
Y como en otras narraciones dickensianas, hay un misterio, un hecho del pasado, que tendrá una importancia vital para el destino de todos.

Una buena novela, entretenida, con intriga, pero, a mi juicio, con demasiados arquetipos y sentimentalismo. Y uno de los aciertos de la narración es el humor que contiene, en ocasiones burlón y en otras con ironía. Es gratificante entre tanta desgracia.


Comentarios

Crítica sin comentarios


SUGERENCIAS