Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies

Crítica de Ana_LeoLas tejedoras de destinos

Ana_Leo
  • Lo mejor La idea del libro, la creatividad, es genial
  • Lo peor Un poco machista

Adelice, desde muy temprana edad, ha sabido que es diferente: es una tejedora en potencia. Es todo lo que la Corporación está buscando, pero debe fallar sus pruebas. Sus padres la llevan entrenando desde pequeña para que lo haga. Un descuido, uno pequeño en el telar, puede cambiar su vida. Y lo hace.
La verdad es que hay que decirlo: la sinopsis me llamó muchísimo la atención. El libro nos narra cómo el mundo es controlado a partir de unos telares, hay telares para cada parte de la sociedad. Cada hilo representa una persona, animal o cosa y las únicas personas que pueden tejerlos son las hilanderas. Ellas -porque no pueden manipular un telar los hombres- son escogidas cada año a partir de unas pruebas. Y todas quieren superar esas pruebas para saber si tienen el don (menos Adelice). ¿Por qué? Porque hacerlo te proporciona un estatus superior a las demás chicas en un mundo donde los niveles de superioridad son importantes. Por ejemplo, los hombres son superiores a cualquier mujer en el libro y a las mujeres no les dejan viajar a menos que sea con el marido. Puaj.
Las tejedoras de destinos es la primera parte de una trilogía compuesta también por Entre dos mundos (#2) y Unraveled (#3), este último aún no ha sido publicado en español.
Este libro es uno lento, generalmente introductorio y con unas explicaciones no muy claras sobre el mundo que la rodea.
La autora de este libro nos enseña un mundo distinto gracias a sólo una idea: todo es controlado con el telar. En cambio, me ha parecido un tanto machista -dado que la autora así lo quería- porque la sociedad de Arras está controlada por hombres y las únicas mujeres que tienen algún poder son las hilanderas, pero incluso a ellas las controlan. No sé, esa idea del libro no es de mi gusto.
La pega: hay tantas cosas que explicar, tantos datos, que el lector se pierde un poco. La autora te da información gotita a gotita y cuando le apetece. Vamos, que al principio estás más perdida que el barco del arroz, que ya es decir.
Lo positivo: la idea es muy original, nunca había visto nada igual.
Adelice es una chica astuta, fuerte y no le gusta rendirse ante ninguna autoridad. Haría lo que fuera por proteger a sus seres queridos. Y ese es su punto débil, el cual va a utilizar el Conventri a su favor.
Jost es uno de los picos de nuestro famoso triángulo amoroso. La primera vez que lo vemos es cuando saca a Adelice de uno de los calabozos para llevarla a su habitación -a la de ella-. Y, como todos los triángulos amorosos de libros juveniles, este es el chico al que yo llamo ''Fuego''. Él es el contrario del chico frío de los triángulos amorosos.
Erik es el otro pico. Es el chico frío del triángulo, pero no lo es tanto como en otros libros (como Memorias de Idhún, como Christian). Es el secuaz de Maela, que hará que la vida de Adelice sea horrible -o por lo menos lo intentará).
Ah, se me olvidaba mencionaros (?) la narración está contada en primera persona por Adelice.
Tiene un final muy abierto que a mí, personalmente, no me dan ganas de correr a comprar el siguiente libro. La impresión que me ha dado es que la autora tiene una buenísma idea pero no sabe expresarla, cosa que es un problema. Además, no sé si seré sólo yo pero el libro era mayoritariamente predecible -no sé si seré sólo yo, creo que debería de alternar libros de lectura porque ya me está pasando muchas veces eso de imaginarme las cosas que pasan- pero el final, el lugar final, no me lo esperaba.
Es un libro que te recomiendo para pasar el rato, pero no es altamente imprescindible.
Aquí os dejo el book tráiler: https://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=twKop6ou71g

― Fuente

Comentarios

Crítica sin comentarios


SUGERENCIAS