Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies
0 votos
--

Al polo norte; a bordo del taimyr

En la primavera de 1864, el deshielo fue prematuro en el mar de Behring. El sol había hecho su primera apración bastante pálido y descolorido; pero hacía mediados de mayor tomó vigor, limpiando de hielos la costa de las ilas de Andrejanouski y de Fucs y de los golfos de Kotzebue, de Norton, de Cuscoquim, De Bristol y del Príncipe Guillermo, que entran tan adentro de la llamada América rusa, y ordinariamente no son accesibles a los busques hasta la primera mitad de junio. Aunque había nieve sobre la tierra, acumulada por el largo invierno, fue derritiéndose poco a poco, en tanto que los ríos se desprendían de la gruesa capa helada bajo la cual estuvieron presos cinco meses. Aquel retorno dela buena estación, con tanta paciencia deseado por los cazadores de pieles de la Compañía ruso-americana, había atraído a la isla y al contienete pájaros y animales que meigraran al sur en busca de un clima un poc más bonancible.
  • ISBN 9789684523739
  • AÑO 1989
  • EDITORIAL PORRUA

Citas de Al polo norte; a bordo del taimyr

Libro sin citas Añadir cita

Críticas para este libro

Libro sin críticas


SUGERENCIAS