Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y realizar tareas de analítica. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies

> > > Hara Kei siguió caminando, con...

  • Hara Kei siguió caminando, con un paso lento, ajeno a cualquier forma de cansancio. A su alrededor reinaba el más absoluto silencio, y el vacío. Como cumpliendo un extraño precepto, a donde quiera que fuese, aquel hombre andaba en una soledad sin condiciones, y absoluta.
    Alessandro Baricco, Seda

SUGERENCIAS